900 80 22 68 / 627 467 043 LLÁMANOS

Cuando nuestros Abogados Penalistas intervienen en coloquios o charlas, llama mucho al atención cuando establecen la posibilidad de que un delito de homicidio se pueda justifica. ¿Acaso cabe la justificación del delito de homicidio?, a esa pregunta hay que responder con un rotundo, Sí.

Cuando nuestros Abogados delito de homicidio manifiestan esto, se crea la sorpresa para luego afirmar que cabe, en caso, de legítima defensa. Cuando se saca a la palestra este eximente el público comienza a entender esta justificación. En el ordenamiento jurídico está justificada la muerte de un tercero en los supuestos en que concurra alguna causa de justificación que excluye la antijuricidad. La más frecuente es la legítima defensa (art. 20.4 CP), pudiendo concurrir también el cumplimiento de un deber o el ejercicio legítimo de un derecho, oficio o cargo (art. 20.7 CP), e incluso el estado de necesidad (art. 20.5 CP).

justificación delito homcidio

Para que se dé la legítima defensa completa es necesario que concurran los requisitos que exige el artículo 20.4 CP: “Agresión ilegítima, necesidad racional del medio empleado para impedirla o repelerla, y la falta de provocación suficiente por parte del defensor”. Son pocas las sentencias en las que se aprecia la legítima defensa completa, siendo más frecuentes las que estiman la incompleta. Huelga decir la estrecha relación entre este tipo delictivo y el delito de lesiones pues en muchas ocasiones comienza como un delito de lesiones puede terminar bien como homicidio o asesinato.

En el uso de la violencia, y en especial de las armas de fuego, los agentes de la autoridad NO pueden excederse más allá de lo permitido por la Ley. En su deber de mantener el orden han de utilizar en cada caso los medios adecuados. El uso de la fuerza, dicen nuestros Abogados delito de homicidio, debe ser exclusivamente el necesario para ejecutar la función que tienen encomendada; el exceso NO está amparado en el cumplimiento de un deber. No olvidemos la estrecha relación entre el delito de homicidio y la cercanía con el delito de asesinato cuya actuación no admite justificación alguna.

Si Usted o un familiar ha sido citado a juicio por delito de homicidio, no dude en contactar con nuestros profesionales quienes podrá brindarle la mejor defensa penal.