900 80 22 68 / 627 467 043 LLÁMANOS

ABOGADOS PARA DELITO DE INDUCCIÓN Y COOPERACIÓN AL SUICIDIO

EL bien jurídico protegido es la vida humana independiente.

sujeto activo y pasivo puede ser cualquier persona, con las particularidades que puede generar el sujeto pasivo (suicida). consiste en dar la muerte a la persona que tiene deseos de suicidarse, salvo en la inducción, que consiste en incitar a otro a que se suicide. Solo es posible la conducta dolosa, no cabe el dolo eventual. No caben las formas imprudentes.

En la cooperación al suicidio no es posible ninguna causa de justificación, el consentimiento solo da lugar a la atenuación de la pena.

En las formas de ejecución solo tiene cabida la consumación, puesto que para que exista tipicidad es necesario que se produzca la muerte. La muerte es una condición objetiva de penalidad, por lo que la tentativa es impune.

En cuanto al consentimiento, existen problemas en torno a la prueba, pues es difícil poder valorar el consentimiento de la víctima. El consentimiento debe ser voluntario (sin ningún tipo de coacción o vicio de voluntad) y expreso (aunque no es necesario que sea escrito); por lo que no es suficiente cualquier manifestación o actopresunto. Hay que tener en cuenta que quien toma la decisión de suicidarse confrecuencia tiene problemas psíquicos que anulan o disminuyen su capacidad de decidir;así como la falta de capacidad de los menores de edad e incapaces. Si el consentimiento no es válido se cometerá homicidio.

DELITO DE INDUCCIÓN AL SUICIDIO

Consiste en inducir al suicidio a otra persona.

Pena: prisión de 4 a 8 años.

Induce a otro al suicidio quien consigue, por cualquier medio de persuasión, que el inducido se quite la vida a sí mismo. La inducción puede ser directa o a través de otra persona. Es preciso que el inductor anule la voluntad del que finalmente termina suicidándose. No habrá inducción si el suicida había decidido quitarse la vida con anterioridad.

Induce a otro al suicidio quien consigue, por cualquier medio, que el inducido se quite la vida. La inducción puede ser directa o a través de otra persona. Es preciso que la inducción anule la voluntad de quien se termina suicidando.

Solo cabe la conducta dolosa. Solo cabe la consumación. No se pueden aplicar causas de justificación.

Pena: prisión de 4 a 8 años.

DELITO DE COOPERACIÓN AL SUICIDIO

cooperar con actos necesarios al suicidio de otra persona.

Pena: prisión de 2 a 5 años.

Estamos ante una forma de cooperación necesaria. En la ejecución tiene que haber una doble participación, tanto del cooperador, como del suicida, pues si la cooperación fuera de tal entidad que la acción del suicida fuera irrelevante, estaríamos ante el supuesto de homicidio-suicidio. Un ejemplo tipo de cooperación al suicidio es facilitar el veneno al suicida.

El delito se puede cometer en comisión por omisión. Si quien ostenta la posición de garante no impide el resultado. Por ejemplo: el socorrista no evita que una persona se suicide ahogándose en la piscina.

Se discute si el médico tiene el deber de asistir y velar por la vida del huelguista e incurre en responsabilidad criminal. El médico no podrá suministrar alimentos por la fuerza contra la voluntad del sujeto que está en ayuno voluntario, siempre que esa negativa se preste libremente y en pleno uso de sus facultades mentales, y no exista grave riesgo para su vida.

No hay que olvidar que la falta de alimento y agua puede influir en la capacidad de decidir; así como las posibles influencias o presiones del sujeto. El médico tendrá el deber de alimentar cuando la persona se encuentre en una situación tal que de no intervenir sufra lesiones irreversibles. Hay que añadir que el facultativo no incurre en delito de coacciones pues estará amparado por la causa de justificación de estado de necesidad.

La posición de garante del médico cesa en cuanto el sujeto renuncia a ella de forma voluntaria, por decisión válida. Por tanto, si el sujeto fallece el médico no podrá incurrir en el delito de homicidio en comisión por omisión, pero sí un posible delito de omisión del deber de socorro.