900 80 22 68 / 627 467 043 LLÁMANOS

En este Post nuestros Abogados Penalistas van a realizar un estudio del delito de estafa y más concretamente los tipos agravados del delito de estafa. estos tipos específicos de estafas agravadas se compelen en el artículo 250 del Código Penal contempla una amplia pluralidad de tipos cualificados.

Según nuestros Abogados delito de estafa será agravada aquella que recae sobre cosas de primera necesidad, viviendas o bienes de reconocida utilidad social. Por cosas de primera necesidad se entienden aquéllas que satisfacen las necesidades básicas del ser humano, fundamentalmente alimentos, vestido, medicamentos o artículos de aseo y limpieza.

En segundo lugar, el artículo 250.1.1 del Código Penal menciona las viviendas (que realmente es un bien de primera necesidad), donde cabría también integrar las cosas necesarias para que la vivienda cumpla su función, como el agua, la luz o el gas. No obstante, la jurisprudencia excluye la aplicación de este tipo cuando la adquisición de la vivienda no tiene una finalidad de residencia, sino de inversión.

Por último, señala nuestros Abogados Penalistas que están los bienes de reconocida utilidad social, que son aquéllos que satisfacen necesidades fundamentales del individuo que no sean primarias en sentido estricto, como los colegios, los establecimientos sanitarios, los transportes públicos y los servicios públicos en general. El delito de estafa cometida abusando de firma de otro, o sustrayendo, ocultando o inutilizando un documento público u oficial puede ser delito de usurpación de identidad o delito de falsedad de documental.

consideraciones al delito de estafa

Este tipo agravado de estafa presenta dos modalidades diferentes. En primer lugar se encuentra el “abuso de firma”: esta estafa consiste en que un sujeto, aprovechando la presencia de una firma ajena en un documento, lo completa inverazmente o lo altera, realizando así un engaño que permite obtener un enriquecimiento ilegítimo. Junto a esta modalidad, se menciona la sustracción, ocultación o inutilización de un documento público u oficial. El engaño según nuestros Abogados delito de estafa está relacionada con la conducta castigada es la de inducir a un tercero a realizar un acto de disposición valiéndose del engaño. Un acto de disposición de cara a este delito es aquel que suponga la entrega de una cosa o la prestación de un servicio a cambio del cual no se obtiene la correspondiente contrapartida por lo que se produce un perjuicio en el patrimonio de la víctima del engaño o de un tercero.

Cuando este  delito de estafa es observado en los Tribunales aparece normalmente en concurso con la falsificación de documento privado o público, ya que es este documento falsificado el que se utiliza como instrumento para llevar a cabo el engaño requerido por el delito de estafa.

Estafa que recaiga sobre bienes del patrimonio artístico, histórico, cultural o científico.

Estafa de especial gravedad, atendiendo a la entidad del perjuicio y a la situación económica en que deje a la víctima o a su familia.

Estos criterios han de tenerse en cuenta para graduar la pena aplicable al tipo básico (artículo 249 del Código Penal); por ello, la agravación sólo se podrá apreciar cuando el resultado es especialmente grave, valorando todas las circunstancias que determinan la entidad del perjuicio económico.

Defraudación cuyo valor excede de 50.000 €

Estafa cometida abusando de las relaciones personales existentes entre víctima y defraudador, o aprovechando este último su credibilidad empresarial o profesional.

El fundamento de esta agravación, según los Abogados delito de estafa de la Firma se encuentra en la especial indefensión de la víctima de estafa, que tiene confianza en el defraudador porque entre ambos existen relaciones personales o porque el defraudador tiene reconocida una gran reputación y profesionalidad. La doctrina critica la existencia de esta agravación, ya que las circunstancias que la integran ya han de ser valoradas para determinar la idoneidad del engaño y para graduar la pena del tipo básico (artículo 249 del Código Penal).